Más trucos para mantener nuestros mobiliario

En el artículo anterior, hicimos una primera toma de contacto sobre cómo limpiar de la manera más idónea para limpiar los tejidos de nuestros sillones, sillas y sofás sin que sufran desgastes.
 
Hoy vamos a continuar hablando de esos remedios caseros, algunos incluso remedios de esos de "la abuela" que harán más fácil resolver algún contratiempo que pueda surgir a nuestro mobiliario.
 
Empezamos en esta ocasión con un producto natural como es la leche. La leche, además de ser un producto económico, es un producto que es muy poco agresivo con los tejidos por lo que es un remedio más que recomendable para la limpieza de nuestro mobiliario.
Antes de que la leche sea aplicada en sobre cualquier tapiz o tejido, sobre una silla manchada por ejemplo. la leche tiene que ser previamente hervida. El propósito de que la leche hierva es conseguir activar sus enzimas. Después de haber aplicado la leche, se puede enjuagar con agua. Es sencillo y eficaz.

La leche, producto económico y muy útil para eliminar manchas

La leche, producto económico y muy útil para eliminar manchas

Otro producto que está en casi todos los hogares es el amoniaco.  Aunque el amoniaco es bastante agresivo, se puede utilizar sobre una tela previamente diluido en agua.  Hay que matizar que no es recomendable usarlo sobre telas de colores vivos ya que pueden desteñirse con facilidad.
 
 
Otro producto habitual en las casas es el bicarbonato de sodio... Para que este producto haga su efecto, es necesario que se espolvoree en seco sobre el tejido a limpiar y dejarlo actuar durante al menos 10 minutos. Para retirarlo, al tratarse de polvo, lo ideal es que se utilice una aspiradora o en su defecto, un cepillo de cerdas duras para eliminar de manera más eficiente el polvo.
Un truco más para que sea mucho  más eficiente es combinarlo o con zumo de limón o con vinagre de alcohol.

Bicarbonato de sodio combinado con limón o vinagre para eliminar manchas

Bicarbonato de sodio combinado con limón o vinagre para eliminar manchas

 
Para terminar con los trucos caseros os hablaremos del talco. Producto habitual en casas en las que hay niños pequeños, el talco es un artículo que es efectivo dado que puede ayudar a atrapar fácilmente la suciedad húmeda. Así que, se puede espolvorear el producto sobre las manchas, frotando suavemente y dejando actuar una noche entera y retirar con la ayuda de una aspirador.

El talco para eliminar manchas

El talco para eliminar manchas

 
Como habéis visto, todos los productos de los que os hemos hablado en este artículo, son productos que podemos encontrar en cualquier hogar y que son además productos asequibles pero que son altamente eficientes para este tipo de manchas.
 

Trucos para limpiar nuestras sillas

Una vez que ya tenemos todo el mobiliario preparado, bien sea para un local, restaurante o para nuestra propia casa, tomamos importancia que tienen los asientos, sillas, sillones o taburetes...

Todo se centra alrededor de una mesa, pero tal vez es el resto de mobiliario el que sufre mayor desgaste. Ya sea por movimientos, por roces involuntarios, por alimentos o por cualquier otro motivo son las sillas, taburetes los que se llevan la peor parte. Por ello vamos a intentar daros algunas ideas para evitar que las manchas se queden para siempre.

Para limpiar sillas, taburetes o sillones tapizados, uno de tus productos aliados será la sal.

Al tratarse de un potente blanqueador natural es un elemento perfecto para eliminar manchas a la par que te servirá para desinfectar el propio tejido.

Sal como producto estrella para limpiar tapicerías.

Sal como producto estrella para limpiar tapicerías.

Nosotros te recomendamos que mezcles la sal con vinagre o zumo de limón, otros dos componentes que debido a su reacción alcalina harán que se elimine la mancha con mayor facilidad.

Si prefieres evitarte tener que estar haciendo disoluciones y mezclas, puedes optar por usar el agua carbonatada, la soda.
Si por ejemplo la silla que tienes que limpiar telas aterciopeladas lo mejor es este producto, ya que debido a su efecto efervescente, las pequeñas burbujitas conseguirán introducirse por rincones a los que de otra manera no se podría acceder, además de arrancar con mayor facilidad cualquier resto de suciedad incrustada en la tela.
 

Usando un trapo de microfibra para tejidos delicados.

Usando un trapo de microfibra para tejidos delicados.

 
Otro producto que tiene muchas cualidades es el agua oxigenada.
Lo mejor para opciones de limpieza es que rebajes con agua, frotando el tejido y secar. Esta tare no la hagas al sol ( o asegúrate de secarla bien) ya que después de haber estado limpiando, sería un fastidio que por no secar bien el tejido, se produjera algún daño en el mismo, por el efecto que tiene el tandem sol-agua oxigenada.
 
En siguientes entradas os iremos contando otros trucos para usar como la leche o el bicarbonato, pero será otro día.